Arthur

by SUZE




Arthur Rimbaud fue un gran amigo mío,
Caminábamos horas eternas por las calles muertas,
Le encontré recostado en una esquina
Mientras yo trataba de abrir una puerta;
Se acerco con sus manos débiles
A pedirme una parte de lo debido;
Y entonces él me enseño, suavemente,
Una canción para poder dormir.

El murió en mis brazos
En el tiempo de los rosales tibios,
Le hable de cuanto le ame
Y el secreto de sus mares fue testigo,
Su fantasma me sigue
A través de los millares de pensamientos,
Él sabe que sus palabras
Son la penumbra de lo que sucedido.

Después de cien años
Le volví a encontrar con sus brazos cruzados,
El trato de venderme un arma
Y me presento a toda su hueste,
Pero yo le maldije
Y corrí de los hombres a su alrededor,
Pero el maldito era yo
Con los pies en la tierra equivocada.







-Nouvelle Cano-